Tenían un solo programa

ARPINSA

Por Germán Coutinho.

Con sorpresa en los últimos días todos tomábamos conocimiento en el cambio de mando del Intendente, de las noticias que transmitía el Intendente saliente Alejandro Noboa sobre la actual situación de la Intendencia de Salto. Habló de ahorcamiento económico, de improvisación y de las grandes pérdidas que estamos teniendo los salteños al no ejecutarse las obras anuales que nos corresponden por caminería y el Fondo de Desarrollo del Interior.

Rápidamente los ediles de Vamos Salto cumpliendo su tarea de contralor, realizaron con el apoyo de más ediles un llamado a sala para que Lima venga a transmitir a la Junta Departamental y por lo tanto a los salteños, a que se refiere concretamente su suplente cuando dice estas tan preocupantes apreciaciones.

Estamos acostumbrados muchas veces en la actividad política de las críticas desde una oposición, pero que el propio suplente del mismo partido de gobierno hable de difícil situación económica, de improvisación y de que no se están realizando los trabajos básicos de una Intendencia, deja preocupados a todos por el ya triste presente y ni que hablar de una desesperanza futura, ya que la Intendencia es el gran motor del Departamento.

Espero que Lima concurra rápidamente y confirme los dichos de Noboa o transmita un tranquilizador mensaje de que eso no es así y que de ser así, que transmita como es el camino para evitar lo que Noboa asegura pasará si no hay cambios ya.

Según la rendición de cuentas la Intendencia hoy tiene deudas a privados por el doble del monto que tanto criticaron de nuestra gestión, también entregó cheques diferidos por más de 50 millones y en el BROU más allá de que logró que la línea de crédito pasara de 62 millones en nuestra gestión a 105 millones, estos ya los han utilizado en su totalidad.

También Noboa habló de un 4% en caminería en ejecución ¿Por qué no se hizo el otro 96%? ¿Por qué semejante abandono al interior de Salto estando los recursos? De las obras por el F.D.I. tienen tiempo hasta el 20 de enero y se iría ejecutando la mitad, todos dichos del Intendente saliente que esperamos que en la Junta se pueda contestar y que rápidamente el Intendente concurra al llamado de los representantes de los salteños que integran la Junta Departamental.

Los ediles actuaron eficientemente. Esperemos que el Ejecutivo esté a la altura de las circunstancias. Un gobierno departamental es el Ejecutivo y el Legislativo y el llamado a sala es un mecanismo que ante acontecimientos como estos está siendo muy bien utilizado.

Tenían un programa único en el Frente Amplio, tenía un plan único y se comprometieron a transitarlo juntos. Hoy no están juntos y uno dice una cosa y otro dice otra, así que sería bueno para todos que no solo lo digan en los medios y que lo hagan donde tienen que hacerlo, que en este caso es la Junta Departamental.

Salto está pasado difíciles momentos en todo sentido y quienes gobiernan están más preocupados en lo político partidario que en los trabajos para Salto y eso se nota en todo. Si, se nota, no trabajan.


Otras Noticias..

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.