El edil del Frente Amplio  Carlos Beasley argumentó a favor de mover el monumento a Luis Suárez. Según dijo el edil, desde el punto de vista legal, para instalar un monumento, tiene que haber una aprobación de la Junta Departamental, aunque haya sido por iniciativa del intendente.

Beasley dijo que no hubo tal aprobación, y que eso configura uno de los tres puntos por los que el monumento debería moverse. El otro, dijo en declaraciones a Canal 4 de Salto, es el «estético».

«Si bien todo el mundo se saca fotos con la estatua de Luis Suárez, yo la miro y no es Suárez», argumentó. Luego, expuso que hay otra arista en el problema: «lo urbanístico».

«Estamos instalando un monumento en el medio de una vereda, cuando se sabe que lo que tenemos que hacer es liberar las aceras», dijo y agregó que hay un acuerdo entre varios ediles que también están a favor de mover el monumento.

«Suárez es un embajador de Salto en el mundo, pero creo que deberíamos reubicar este homenaje, pero no sabemos dónde todavía».

Montevideo Portal consultó a Alberto Villas Boas, presidente de la Junta Departamental de Salto, que explicó que efectivamente la ley 9515 dice que para instalarse un monumento en la zona urbana se debe requerir la anuencia de la Junta Departamental, que debe salir por mayorías especiales (21 votos, que ningún partido tiene hoy en la Junta).

«Pero primero se puso la estatua de Suárez en plena vía pública, en una vereda, cuando hay reglamentaciones que apuntan a dejar las veredas libres. Se puso la estatua antes de elevar a consideración de la Junta el tema. Hoy la Junta lo tiene en carpeta, pero se debate qué se hace. Reglamentariamente está mal, primero se debe aprobar y después poner, y ver el lugar en qué quedará establecida», dijo Villas Boas.

El presidente de la Junta explicó que todavía no se decidió retirar pero «sí se charla a ver qué se hace, si se aprueba o no». Acotó que las propias filas del intendente Andrés Lima son las que no están de acuerdo. «Suárez es una figura muy conocida de origen salteño, pero el procedimiento está mal, y en este momento los propios ediles del FA ponen reparos a esta situación», señaló.

Agregó que en principio la estatua no iba a colocarse donde está hoy, «sino en una plazoleta cerca del puerto, y no había reparos ahí».

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acción no permitida! HostingServicios.com