La Justicia imputó a tres adolescentes de entre 15 y 16 años que en la noche del sábado perpetraron un asalto a un almacén ubicado en Baltasar Brum y Artigas. Llevando el rostro tapado por pasamontañas, bufandas y hasta una máscara de Anonymous, los asaltantes –cuatro en total– irrumpieron con un arma y bajo amenazas se apoderaron de 1.500 pesos, bebidas alcohólicas y hasta trozos de queso que había sobre el mostrador. Cinco horas después, personal de ARP –de recorrida por la zona sur– avistó a tres sujetos cuyas características coincidían con las de los asaltantes. Estaban en una esquina comiendo y bebiendo. Al ser abordados dijeron que habían encontrado las cosas en una volqueta. Sin embargo, las pruebas reunidas permitieron encausarlos y condenarlos por el delito cometido.

El Telégrafo

Don`t copy text!