La Intendencia de Salto colocó en Avenida Patulé una verdadera “pared” de más de 1 metro de piedras y escombros, con el objetivo de generar una barrera que no permita la circulación de vehículos en dicha avenida, debido a que se vienen realizando obras de reparación. En la zona no existe ningún elemento de señalización que indique lo peligroso de este muro de piedras. Incluso, varios focos de alumbrado público no funcionan por lo que la visibilidad es casi nula.

Ayer en horas de la madrugada, un hombre que se encontraba trabajando como funcionario de la salud circulaba en su auto y debido a la poca visibilidad y nula señalización de esa pared de piedras, impactó contra la misma. El conductor resultó lesionado leve y los daños en el vehículo fueron importantes. Pudo ser una tragedia. No fue el único accidente en la zona.

El conductor del automóvil anunció que demandará a la Intendencia de Salto por su omisión en la señalización de esa “obra”. Las imágenes hablan por sí solas. Según vecinos de la zona, hace más de una semana que esa pared de piedras se ubica en el lugar, la cual causó muchos accidentes de tránsito.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acción no permitida! HostingServicios.com